Dorada a la sal en el horno: El secreto de una receta deliciosa y saludable

Receta de la Abuela: Dorada a la Sal en el Horno

¿Has probado alguna vez la exquisita dorada a la sal en el horno preparada al estilo de nuestra querida abuela? ¡Prepárate para descubrir el secreto detrás de este plato delicioso que te transportará a la cocina tradicional con cada bocado!

La dorada a la sal en el horno es una receta clásica que resalta el sabor y la jugosidad del pescado de una manera única. Además de ser un plato delicioso, es una opción saludable y sencilla de preparar.

Ingredientes:

  • 1 dorada fresca
  • Sal gruesa
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Limón (opcional)
  • Hierbas provenzales (opcional)

Preparación:
1. Precalienta el horno a 200°C.
2. Lava la dorada y sécala bien con papel de cocina.
3. Cubre la bandeja del horno con una capa de sal gruesa.
4. Coloca la dorada sobre la sal y cúbrela completamente con más sal.
5. Hornea durante aproximadamente 20-25 minutos, dependiendo del tamaño del pescado.
6. Retira del horno y rompe la costra de sal con cuidado.
7. Sirve la dorada caliente, puedes acompañarla con un chorrito de aceite de oliva, unas rodajas de limón y hierbas provenzales.

Precio aproximado por persona: El coste de los ingredientes para una persona suele rondar los 8-10 euros, dependiendo de la calidad y la cantidad de pescado utilizado.

Kcal por cada 100 gramos: La dorada a la sal es un plato bajo en calorías, aproximadamente 80 kcal por cada 100 gramos, lo que lo convierte en una elección saludable y ligera.

Tiempo de preparación: Esta receta de dorada a la sal en el horno se puede preparar en aproximadamente 30 minutos, lo que la convierte en una opción ideal para una comida rápida y sabrosa.

Tal vez te interese leer   Receta de Lentejas con Chorizo de la Abuela: ¡Un clásico reconfortante y delicioso!

¡Sorprende a tu familia y amigos con esta deliciosa receta de dorada a la sal en el horno, llena de sabor y tradición! Disfruta de la experiencia de cocinar como lo hacía nuestra abuela, y lleva a tu mesa un plato que conquistará a todos. ¡Buen provecho!

Deja un comentario